sábado, 6 de febrero de 2021

Nudistas con ojos textiles



Los nudistas (o al menos muchos nudistas que construimos castillos en el aire), idealizamos la posibilidad de poder estar desnudos en cualquier momento y lugar donde nos guste y realizar cualquier actividad en la que nos sintamos a gusto estando desnudos, es decir, soñamos con tener la posibilidad de vivir en una sociedad donde se respete la plena desnudez.


Con el tiempo que en el pasado invierno estuvimos confinados (y aún seguimos con grandes restricciones) a consecuencia del coronavirus, lo primero que hicimos fue estar desnud@s en casa. Y claro, una vez desnud@s, ¿quién no aprovechó para ordenar los armarios estando desnudo@?. Y ¿quién no pintó esa habitación que lo necesitaba y lo hizo desnud@? ¿Y quién arregló una persiana rota, haciéndolo por supuesto también desnud@? ¿Y quién colgó un cuadro sin tener que vestirse? Y por supuesto imagino que las tareas propias de toda casa, barrer, limpiar el polvo, fregar el suelo, limpiar los baños, tender la ropa e incluso cocinar, todos las habremos hecho estando desnud@s. Y creo que estaremos de acuerdo en que los nudistas veríamos no solo de lo más normal, sino incluso hasta saludable, hacer todo este tipo de actividades estando desnud@s.


Es más, creo que si no todos, a muchos nos gustaría poder realizar desnudos muchas más actividades cotidianas individuales y sociales, nos gustaría salir a la calle desnudos, ir a comprar sin tener que vestirnos, si nuestra profesión nos lo permitiera nos gustaría poder hacerlo desnudos (de hecho se ha puesto de manifiesto en esta pandemia que muchos teletrabajaban desnudos) y tantas cosas más, y nos gustaría que toda la sociedad lo viera con nuestros ojos nudistas, comprendiendo y aceptando que nuestra desnudez es natural y sin ninguna finalidad sexual, impúdica, obscena ni pornográfica.



También es bastante probable que haciendo algunas de estas tareas cotidianas haya podido vernos algún vecin@ y habremos pensado que no se lo debería tomar a mal, pues estamos en nuestra casa y estar desnudo es algo natural para nosotros, sin ninguna intención libidinosa. E incluso si algún vecin@ nos hubiera increpado exaltad@ al vernos desnudos, seguramente le contestaríamos que el conflicto no está en nuestro desnudo, sino en los ojos que lo miran.



Por otro lado, hemos alabado a las administraciones y ayuntamientos que han tenido en cuenta las peticiones nudistas favorecedoras del nudismo social,  y vamos ganando espacios como los parques públicos existentes en Francia y Alemania, y hemos aplaudido a aquellos empresarios que han aceptado el nudismo en muchas de sus actividades, como restaurantes que permiten comer desnudos, museos que organizan visitas nudistas, teatros que organizan representaciones para que el público pueda verlas desnudos y gimnasios y boleras que permiten disfrutar de ellos sin tener que llevar ropa,  y lo vemos como algo positivo y que además ayudaría a la normalización y aceptación del nudismo en la sociedad.


Después de esta amplia introducción de lo que nos gustaría hacer como nudistas, vamos a centrarnos en el objetivo de este artículo, que es poner de manifiesto algo que nos hemos dado cuenta y nos ha llamado la atención y es que, en muchas ocasiones, ¡¡ la censura al nudismo es llevada a cabo por los propios nudistas!!


Hace tiempo publicamos una noticia que conocimos sobre una mujer británica que, a raíz de una petición de un naturista, decidió crear una empresa de servicios orientada al público nudista, donde se ofrecía la posibilidad de “ropa opcional” en servicios de limpieza. Y la verdad, nos han asombrado un poco algunas de las respuestas generadas por el mismo, sobre todo si estas provienen de seguidores que, imaginamos que son nudistas, y más si esas opiniones son consecuencia de haber leído, no solo el título, sino todo el artículo.


Estas respuestas que ponían en duda la idoneidad de este tipo de trabajo variaban desde la posible “peligrosidad” de los productos de limpieza al ir desnudos, a la “confusión” que pudiera producir por la sexualización y/o “pornolización” del mismo o bien consideraban que no tenía ninguna relación con el nudismo/naturismo, siendo algunas respuestas bastante descalificantes respecto a esta iniciativa.

Y dentro de la variedad de respuestas, la que más nos preocupa es la que ha entendido esta iniciativa inadecuada por la sexualización que se hace de la misma… ¡¡viniendo de gente que se considera nudista!! 

Entendemos que desde una perspectiva textil se podría focalizar en el aspecto sexual de esta propuesta, pero ¿un nudista no ha pensado en esta posibilidad empresarial (o cualquier otra) desde una perspectiva sana, natural y realmente nudista?

Nos asombraría pensar que tú, que eres nudista, preferirías tener que vestirte cuando necesitaras en casa un profesional de la limpieza (o de cualquier otra actividad) y también te sentirías ofendido@ si ese profesional decidiera poder realizar su trabajo desnud@.


El pasado mes de Diciembre, nuestros amigos y compañeros de la AAPN Cantarriján publicaron en su blog un estupendo artículo, que os recomendamos leer, titulado “Yo creo (en el) Nudismo”, donde ponían de manifiesto como nos “autocensurábamos” nosotros mismos en una actividad fotográfica navideña, pues aunque las fotos se publicarían en su web, lejos de la censura inquisidora que aplican las redes sociales, la mayoría de las fotos que se enviaron habrían superado la censura de dichas redes sociales. 


En dicho artículo exponen que, "aparte de realizar una “influencia activa” en lugares de tradición nudista, el mostrarnos desnudos realizando las diversas actividades que hacemos lo consideramos más que necesario para que la gente empatice, conozca y entienda que es una opción tan respetable como otra cualquiera y que vea que nuestro cuerpo desnudo es algo natural y que las connotaciones sexuales solo pueden estar en los ojos del que espera encontrarlas”

Estos ejemplos nos llevan a plantearnos las siguientes preguntas: 

¿Son algunos (¿o muchos?)  nudistas los propios censores o incluso sexualizadores del desnudo?

¿Estamos acostumbrados a que el nudismo sea sexualizado y esto nos hace asumirlo a nosotros mismos?

¿Los nudistas también miramos con ojos textiles?



Nosotros elegimos ir en otra dirección, preferimos mirar con nuestros ojos nudistas y escogemos no censurar ni criticar cualquier acción que ayude a promocionar y normalizar el nudismo, adhiriéndonos a la visión que propusieron desde AAPNC:  

Yo creo en el nudismo… ¡yo creo nudismo!

Y tú, ¿con qué ojos miras?


Nakedu

13 comentarios:

  1. Pienso que si. Que son los propios nudistas los más críticos, además me duele decir que nudistas se verdad hay pocos en la comunidad nudistas, sí les gusta desnudarse, pero eso no implica ser nudistas. Nos queda mucho que aprender, y enseñar a la comunidad textil.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Braun.
      Es cierto que nos queda mucho camino para que se entienda como es la filosofía de vida nudista, pero poco a poco creo que vamos avanzando.
      Muchas gracias por aportar tu opinión.

      Eliminar
  2. Mi Apollo al todos los nudistas,yo naturista desde hace más de 25 años y tenemos en Andalucía las mejores play as ..saludos

    ResponderEliminar
  3. Yo creo en el nudismo y quiero creer que con mi actitud y difusión creo nudismo...
    Es cierto que por vivencias y educación pienso que nos rodea mucha sexualización y no es que yo la quiera trasladar al nudismo, que desde luego no tiene nada que ver, pero es algo de lo que siempre hay estar alerta y que ocurre.
    Que yo quiera contratar un@ emplead@ de hogar que trabaje desnud@, le veo varios matices:
    1- Si esa persona es nudista como yo, entonces es un acuerdo perfecto para ambas partes, ya que no nos incomodaremos.
    2- Si esa persona no es nudista y se desnuda por obtener ese trabajo, a mi personalmente me crea un conflicto moral.
    3- Si esa persona le da morbo trabajar sin ropa, esta trayendo la sexualización a mi hogar, que esta lejos de mi intención y esto sería un problema.
    Por tanto no es que este mirando con ojos de textil, es que estoy valorando posibles opciones y consecuencias.
    No hace mucho yo también preguntaba si la censura en redes sociales nos ha reeducado para autocensurarnos a la hora de hacernos fotos en nuestro día a día y había distintas respuestas, no confiar en donde acabarían esas fotos, que quien pueda verlas no sepa ver nuestra naturalidad, el uso que se pueda hacer de esas fotos cuando escapan de nuestro control... en definitiva, tenemos precaución de la sexualización que nos rodea y que no se entienda lo natural de nuestra forma de vida.
    ¿Esto significa que vivimos y miramos con mentalidad textil? Entonces la respuesta es SÍ

    ResponderEliminar
    Respuestas

    1. Hola SNEM.

      Por lo que te conocemos no solo creemos, sino que estamos seguros que tú creas y ayudas mucho a la difusión del nudismo.

      Con respecto a lo que comentas de contratar un servicio "ropa opcional" me gustaría aclarar que, mirándolo con nuestros ojos nudistas, partimos de la base y como premisa indispensable en que nadie está obligado a hacer nada que no quiera hacer.

      Una vez aceptado esto, valoraríamos que si estamos en casa y viene alguien a realizar cualquier trabajo, en principio nos gustaría no tener que vestirnos cuando esté realizando su trabajo. Esto mismo ocurre en complejos nudistas, donde tu estás desnudo y si tienen que arreglar bien la habitación o bien cualquier desperfecto del lugar donde te hospedas, tu puedes seguir estando desnudo y lo vemos con total naturalidad. Pues es lo mismo pero trasladado a tu hogar, pues quien va a realizar el trabajo sabe que va a una casa nudista.

      Por otra parte, si la persona que viene a realizar su trabajo comparte esta filosofía y se encuentra a gusto desnudándose, creo que tampoco pondríamos problema porque lo hiciera.

      En ambos casos, nuestros ojos nudistas también parten de la base de que ese desnudo está desexualizado, pues si no, no lo consideraríamos nudismo.

      Es cierto que vivimos en una sociedad textilizada y sexualizada que nos puede influir en la forma de afrontar las cosas, pero por eso nosotros queremos ver cualquier iniciativa desde el punto de vista del nudismo desexualizado y no poner, en un principio, trabas para que se pudiera desarrollar, es decir no nos gustaría poner el parche antes de que saliera el grano.

      Con respecto a las fotos, es cierto que si se gozara de total confianza en que esas fotos se comparten con una comunidad realmente nudista, todos seríamos menos desconfiados y nos atreveríamos más a compartirlas, cosa que con las redes sociales actualmente sabemos que no podemos ni controlar ni confiar.

      Muchas gracias por tu opinión.

      Eliminar
  4. Siempre es bueno que se hable de naturismo, espero que podamos conseguirlo, y que algún día no se tabú, seguimos adelante para conseguirlo animo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En ese camino andamos, ojalá alguna vez lo consigamos.
      Gracias por comentar.

      Eliminar
  5. La reflexión me parece interesante y la veo, desde un punto de vista teórico, inapelable. La cuestión es que la realidad va por otros derroteros.

    A mí me gustaría darle la vuelta al ejemplo que propones que una persona viene a trabajar a casa y tenemos que vestirnos. A mí me ha pasado, y seguro que a vosotros/as también, que habéis recibido visitas de amigos/as que son nudistas y, lejos de tener que vestiros, han sido ellos/as quienes se han terminado desnudando.

    En este caso, el diferencial es evidente, con las amistades ya hay un acuerdo tácito previo, por el cual se sabe que la desnudez no es nada que moleste a ninguna de las partes. En el caso del trabajador/a que viene a casa eso no se sabe y se opta por una vía conservadora.

    Y esa es la realidad, triste, pero real. Estamos en desventaja, somos la parte débil y por eso tomamos precauciones llegando, como bien dices, incluso a la autocensura.

    No es lo ideal, es un hecho, pero se me antoja imposible pedirle a alguien que tiene una posición de debilidad que se exponga a los riesgos que un "malentendido" puede ocasionar. Está claro que el riesgo cero no existe, pero (y hablando de vestimenta), no es lo mismo subir al Everest en camisa de tirantes y chanclas que con un equipo integral de ropa invernal :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En una sociedad donde el respeto fuera la forma de proceder no saldrían estas incertidumbres, pero claro, entiendo que actualmente eso suene utópico.
      Pero en el caso expuesto, si una empresa ofrece la posibilidad de ropa opcional, tanto para el trabajador como para el cliente, esa desventaja quedaría anulada y podría hacer posible conservar las preferencias de todos. Y eso vemos que es posible, como hemos explicado anteriormente, en hoteles y complejos nudistas, por lo que no perdemos la esperanza de que algún día se pueda extrapolar a nuestra vida común.
      Gracias por darnos tu opinión.

      Eliminar
  6. Hola , yo tambien creo en el nudismo !, escribo estas palabras desnudo de cintura para bajo delante del ordenador . Tambien he trabajado en el campo hoy desnudo , y mañana de igual forma, si pasa alguien me verá , no me importa , en mi entorno saben que soy nudista aunque yo me considero mas una persona normal.

    ¿Son algunos (¿o muchos?) nudistas los propios censores o incluso sexualizadores del desnudo?

    sí , un rotundo SI, los los propios nudistas nos consideramos censores , no hay mas que ver el fabuloso arsenal de fotos de espaldas con que contamos, cantidades industriales diría. Por otra parte tambien sexualizamos el desnudo , yo lo hago , pero tambien lo hago de las personas vestidas , y es que la sexualidad es inherente a la condición humana !! y analizandolo friamente no hay nada de malo en ello si sabemos comportarnos tanto vestidos como desnudos . y creo que lo hacemos.
    Yo creo que a veces el cuerpo desnudo lo vemos como sexual porque estamos seriamente contaminados por el mundo textil y sus prejuicios y por la pornografia de la red
    Tambien digo que la desnudez o estar al natural está muy por encima de la sensualidad o sexualidad que pueda a veces despertar , muy , muy por encima y es predominante, mas bien en otro nivel muy agradable y de autorealización personal. Y esto es superimportante y no debemos olvidarlo jamas.

    ¿Estamos acostumbrados a que el nudismo sea sexualizado y esto nos hace asumirlo a nosotros mismos?


    Si el nudismo puede verse sexualizado por nosotros o por textiles ? pues sí , pero tambien puede verse natural , y de hecho se ve en general natural y eso gana seguro si sabemos estar como hay que estar.
    Y tampoco me importa mucho que pueda verse sexualizado ,... y es que a nadie a veces le amarga un dulce , vestido o desnudo .... y tampoco pasa nada por eso. .

    ¿Los nudistas también miramos con ojos textiles?

    Y tercera pregunta que haces , los nudistas tambien miramos con ojos textiles ? pues yo creo que miramos con nuestros ojos textiles , nudistas , una mezcla de ambos, e incluso ajenos diría ( de otros ) , y como dije antes estamos contaminados e inmersos por el mundo textil lo cual nos moldea y nos perturba.


    Y por ultimo creo que en general un problema que tenemos es que rizamos demasiado el rizo !! , vemos a veces mas lo negativo que lo positivo , el mal antes que el bien , y que en general sentimos miedo y precaución ante el mundo y sociedad que nos toca vivir . A mi eso no me inquieta mucho aunque seamos minoria , y es que al final venceremos.... mas por acción y hechos directos naturales y simples que por pensamientos, ideas elaboradas , filosóficas o explayamientos varios aqui o allá.

    saludos mesidor

    ResponderEliminar
  7. Muy buena didáctica, aprende uno por aquí muchísimo. Gracias a todos los que forman esta comunidad. Saludos y a seguir promoviendo el Naturismo.

    ResponderEliminar
  8. No se debe olvidar cuando se habla de autocensura de la capacidad de nuestro subconsciente de leer el lenguaje corporal de quienes están frente a nosotros, por ello a veces nos sentimos incómodos porque recibimos avisos de sexualización en contextos dónde no son deseados. Como respuesta natural está el intento de evitar dichas situaciones incómodas. Somos nudistas pero no tontos y nuestro instinto lo es menos.

    ResponderEliminar